Apuntes sobre las elecciones del 26J

El domin­go  del 26J por la noche empecé a escribir unas notas sobre el resul­ta­do elec­toral, pero pasa­dos unos días la may­oría de las cosas ya se han dicho. No obstante quiero comen­tar algu­nas que todavía no he escucha­do o leí­do, por lo menos jun­tas en un mis­mo análisis.

1)      El resul­ta­do del PSOE es sim­ple­mente malo, miran­do el por­centa­je de votos se ve que ha sido inca­paz de pro­gre­sar de for­ma efi­caz. El PSOE tiene todos los prob­le­mas de los par­tidos socialdemócratas en Europa: fal­ta de respues­ta efi­caz a las desven­ta­jas de la glob­al­ización, votantes enve­je­ci­dos y het­erogé­neos, des­gaste por haber gob­er­na­do y haber cometi­do errores (¡ojo! no son nece­sari­a­mente los que nor­mal­mente se men­cio­nan), desven­ta­ja cuan­do se encuen­tran en debates sobre iden­ti­dad y no sobre igual­dad etc. Mi eter­na peti­ción: si es un prob­le­ma Europeo, deberíamos inten­tar encon­trar solu­ciones colab­o­ran­do más entre todos los social­is­tas de Europa.

2)      ¿Qué hac­er aho­ra? Escuchan­do algu­nas opin­iones (enlaces) sobre si el PSOE se abs­ten­drá o no en la investidu­ra de Rajoy, yo creo que al final (muy al final) deberíamos absten­er­nos. ¿por qué? Bueno la alter­na­ti­va son unas ter­ceras elec­ciones (defin­i­ti­va­mente no esta­mos para gob­ernar) y que­da un esce­nario en el que ganamos una muy bue­na car­ta. Al perder el Gob­ier­no la may­oría abso­lu­ta, el Par­la­men­to cobra gran impor­tan­cia. Esto per­mi­tirá a los diputa­dos social­is­tas con­ver­tir­lo en una olla, a base de ini­cia­ti­vas leg­isla­ti­vas y, en defin­i­ti­va, cualquier cosa que como mín­i­mo incordie a Rajoy y com­pañía. Esto puede ayu­dar a recu­per­ar un poco la ini­cia­ti­va, ya que además creo que Podemos no nos puede aguan­tar el rit­mo en ese terreno.

Ten­emos más diputa­dos, más exper­i­men­ta­dos, no ten­emos gru­pos que puedan ten­er inten­ción de irse (como Com­pro­mís o algún otro, que ya ver­e­mos qué pasa…), pero sobre todo ten­emos un mon­tón de tra­ba­jo hecho de los últi­mos cua­tro años. De hecho el top 10 de ini­cia­ti­vas leg­isla­ti­vas pre­sen­tadas en esta leg­is­latu­ra de may­oría abso­lu­ta del PP son nues­tras, pero es que además en el top 50 éramos abru­mado­ra may­oría tam­bién. Solo con pre­sen­tar­lo todo otra vez (pues no nos hicieron caso en prác­ti­ca­mente nada), daríamos un niv­el al que Unidos Podemos ni lle­ga, y además muchas ten­drían que apro­barse, pues ya no hay may­oría absoluta.

3)       Sin cru­ci­ficar a nadie, yo creo que deberíamos plantearnos el tema del lid­er­az­go, aunque creo que no es deter­mi­nante. Si se cam­bia de sec­re­tario gen­er­al tiene que ser de for­ma tran­quila, sin prisas y por alguien clara­mente mejor y que no esté muy expuesto o que­ma­do. Si esto no es posi­ble mejor no cam­biar. Es cier­to que ha habido grandes errores (aunque me da la impre­sión de que no esta­mos del todo de acuer­do en cuales son), pero tam­bién buenos acier­tos, que a veces no se dicen (medi­das de trans­paren­cia o el códi­go éti­co). Lo que pri­ma es pon­er en mar­cha el grupo par­la­men­tario y que se nos vea como gente que hace algo útil, de lo con­trario estare­mos fal­lan­do a mucha gente que quiere cam­bios en pos­i­ti­vo en este país, y eso no es jus­to para ellos.

4)      Sobre el PP: es el par­tido per­fec­to en tér­mi­nos soci­ológi­cos, aunque tiene un elec­tora­do enve­je­ci­do. Se tra­ta de un elec­tora­do homogé­neo (por lo que no tiene que andar bas­cu­lan­do con sus prop­ues­tas) y enorme­mente fiel. El par­tido más fuerte con difer­en­cia. Me lla­ma la aten­ción la can­ti­dad de gente que se que­ja de que los votantes del PP les siguen votan­do a pesar de la cor­rup­ción. Me parece una for­ma muy miope y con­formista de encar­ar los hechos. El PP tiene mejores mim­bres y ha hecho la mejor cam­paña (la del miedo).

5)      Sobre Podemos, o como se llame esta sem­ana, una visión que no he vis­to aún en ningún sitio, y que empieza con la pre­gun­ta ¿y si el grupo de la Uni­ver­si­dad (Igle­sias, Erre­jón, Bes­cansa…) perdieron el con­trol hace tiem­po? Quiero decir, cuan­do se habla sobre si fueron errores el no hac­er pres­i­dente a Sánchez o la con­flu­en­cia con IU, creo que algo hay de que ya entonces no tenían muchas opciones. Creo que antes del 20‑D Podemos encar­a­ba una fuerte baja­da, y fue cuan­do comen­zó con las con­flu­en­cias ter­ri­to­ri­ales (Colau, Oltra, Beirás). Esto, además, condi­ciona a man­ten­er siem­pre cier­tos com­pro­misos adquiri­dos (refer­én­dum de autode­ter­mi­nación por ejem­p­lo), y creo que al no ser posi­ble que éstas tuvier­an grupo par­la­men­tario pro­pio, ame­naz­a­ban con irse (recor­dad que Com­pro­mís ya se había ido). Des­de este pun­to de vista la úni­ca for­ma de aguan­tar (pues se les caía el tinglado) era forzar elec­ciones e incluir algo nue­vo para dar la expec­ta­ti­va de que se pudiera ganar. Por eso la con­flu­en­cia con IU fue en ese momen­to, porque en esas condi­ciones nadie podía bajarse del bar­co. Ver­e­mos aho­ra que pasa, pero nada de con­fi­arse porque de una for­ma u otra, volverán.

6)      Además creo que el efec­to “miedo”, que qui­ta votos a Podemos y se los da al PP al ser la apues­ta anti-Podemos más fiable, debe ten­er más que ver con el rec­ha­zo a la friv­o­l­i­dad y a sus con­se­cuen­cias (ver el Brex­it) y a quedarse con cara de ton­to (como Cameron), que a la caí­da de la bol­sa. A fin y al cabo Podemos es un par­tido más de iden­ti­dad y emo­cional que otra cosa, como la sen­sación de ridículo.

7)      Aunque respeto mucho a los líderes Europeos del lib­er­al­is­mo, a pesar de sus nom­bres para mí impro­nun­cia­bles (GuyVer­hof­s­tadt…) me cues­ta creer que una ide­ología cen­tra­da en la lib­er­tad del indi­vid­uo pue­da cua­jar a niv­el Europeo, en más de un puña­do de país­es. Un par­tido lib­er­al es un oxí­moron en sí mis­mo, algo así como la Unión del Colec­ti­vo Individualista…no tiene mucha lóg­i­ca. Ciu­dadanos va a ten­er prob­le­mas para man­ten­erse a largo pla­zo como par­tido rel­e­vante, si es que aún lo es, pues les fal­ta el pega­men­to con­ser­vador del PP.

8)      Los par­tidos nacional­is­tas me pare­cen muy abur­ri­dos y no merece la pena hablar de ellos. Creo que en Italia con la refor­ma de la ley elec­toral los han echa­do del Par­la­men­to Nacional. Y no digo más.

9)      Ojo con el PACMA que cualquier día entra en el Con­gre­so, sigue subi­en­do elec­ción tras elec­ción. Siem­pre cuen­to que recuer­do una entre­vista a Juan Car­los Mon­edero en la que comenta­ba que todo el meol­lo se les ocur­rió vien­do la can­ti­dad de votos que tenían entonces par­tidos pequeños,especialmente el PACMA, y que era de cajón crear algo que los absorbiera a todos. Pero al PACMA, ni Podemos ni nadie les toca un pelo. Todo un fenómeno.

Anto­nio Rodríguez

Sec­re­tario de Movimien­tos Sociales e inmi­gración de JS de Chamberí

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *