Lo que el nacionalismo calla

Para alguien que se  defina de ideas progresistas o de izquierdas la palabra democracia debería ser su máximo mandamiento, pero  surge otras dudas ¿Qué es la democracia? Si partimos de la premisa de que la democracia es la voluntad de una mayoría de un determinado grupo, para aquellos que se llenan la boca haciendo llamar demócratas, la  voluntad de la mayoría bastaría para elegir sobre una hipotética propuesta. A partir de aquí surgen varias dudas: ¿Dónde quedan las reglas de juego? ¿Qué ocurre cuando una sociedad está siendo bombardeada de mensajes erróneos para conseguir un determinado fin? Ya todos sabemos que una mentira dicha mil veces se convierte en verdad.

¿La voluntad del pueblo?

Si bien años atrás Artur Mas decía que el tema de la independencia era algo arcaico, ahora donde dice digo dijo Diego. El presidente de la Generalitat no para de mencionar en sus discursos la voluntad su pueblo, pero ¿De qué pueblo, solo la Cataluña independista o también aquella Cataluña que se siente cómoda y orgullosa dentro de España? Curioso es también que no hable del verdadero origen del nacionalismo que catalán que es por antonomasia burgués. Es esta la misma burguesía  que utilizó y utiliza a las clases medias y obreras envolviéndose en la bandera independista. Se le olvida también decir que Cataluña es la comunidad de España con más recortes; al fin y al cabo el Partido Popular y CIU no son tan diferentes.

Cuando para implantar  ideales de superioridad prefabricada  se recurre a frases con altas dosis de mendacidad, el sentimiento de legitimidad queda reducido a la nada.

EL independentismo  cuando menciona a  España lo hace con un sentimiento de supremacía y victimismo a la vez que nada o muy poco tiene que ver con la realidad. Tenemos el ejemplo del señor Santiago Espot, presidente de Acciò Catalana que cada vez que visita un medio de comunicación habla mostrándose con aires de legitimad  y salvapatrias de los Catalanes, exponiendo el supuesto expolio por parte de España.

 “Espanya ens roba” o “Puyol nos roba”

Dados los últimos acontecimientos queda claro que ladrones hay en todos lados. Quizás aquellos que hablan de robo por parte del resto de España a Cataluña deberían mirar dentro de la misma Cataluña a ver si hay amigos de lo ajeno antes de buscar fuera. Podemos ser acusados de demagogos los que ponemos como ejemplo de icono caído a Puyol, catalán de camisa y suizo de bolsillo. Es honesto decir que la mayoría de los catalanes pro independencia son gente horrada que nada tiene que ver con la familia Puyol, ni con su modus operandi, pero es imposible no mencionar este caso, no solo porque ha sido presidente de la Generalitat, sino también porque ha sido una de las caras visibles del catalanismo independistas con mayor repercusión.

“España será federal o no será”

Ya desde la segunda república se está utilizando esta frase. Es cierto que la relación entre Cataluña y las demás comunidades de España debe mejorar, pero para esto hay quejar atrás la inmovilidad del actual gobierno de España, y apostar por un mayor consenso entre catalanes y el resto del país. Habrá que trabajar y poner una mayor voluntad por parte de todos, estando abiertos a la posibilidad de dialogo.

Francisco Gutiérrez

Militante de JS de Chamberí

Deja tu comentario

Etiquetas Opinión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>